El Jueves 28 de Mayo fue el “día internacional de la hamburguesaal menos en USA, como se habrá visto en varios de los RTs que hice ese día en Twitter. Es una pavada marketinera obviamente pero como siempre decimos que cualquier excusa es buena… le hice caso a propuesta de festejo y aproveché para arrancar el Tour, jaja. Por una cuestión de cercanía arranqué por The Embers, un clásico de San Isidro y de Buenos Aires que está desde 1961.

No puedo decir con exactitud cuánto fue el tiempo que estuvo cerrado pero fue bastante. Yo vivo muy cerca, paso seguido por ahí y siempre me preguntaba cuándo y si lo reinaugurarían. Les digo esto porque también escuché a los bomberos pasar por mi casa la madrugada en que se incendió, hace un par de años y por lo cual estuvo cerrado por refacciones.

the_burger_life_May-28-225110

Refacciones que de todas maneras lo dejaron casi igual a lo que era antes, a lo que yo recordaba de todas las veces que fui. No sé a qué nivel habrá sido la destrucción pero cuando entré el otro día lo vi muy parecido a lo que era antes, quizás más reluciente pero un toque retro al mismo tiempo. Incluso la iluminación tan fuerte, con dicroicas, me pareció de otra época. A mí me gusta mucho más una luz difusa y tenue, pero bueno, eso son mis manías de fotógrafo…

A la hora de pedir quise ir a lo más seguro: me pedí una hamburguesa con queso y bacon pero tambíen que le saquen el tomate y la lechuga, lo cual dejaba solamente cebolla y pepinos. También pedimos otra con queso y bacon sin sacarle nada. En menos tiempo del que yo esperaba trajeron las hamburguesas, de buen tamaño y apariencia. Se notaba que los ingredientes eran de muy buena calidad, frescos. El pan re húmedo y esponjoso. Hasta ahí todo bien. Lo que no estuvo tan bueno es que vino bastante cocida y no nos habían preguntado el punto de cocción. Hasta ahí lo más objetivo que les puedo contar… ahora vamos a lo subjetivo.

the_burger_life_May-28-215954

Lo primero que noté es lo que yo ya sé que me pasa con las hamburguesas en Argentina: para mí la carne tiene poco gusto y encima todas se parecen a las Goodmark, Patty, etc. que compramos en el supermercado. No sé a qué se debe, quizás comparadas con lo que yo estoy acostumbrado a comer en USA les falta algún condimento. Yo creo que además del condimento de la carne tiene que haber una cuestión con el porcentaje de grasa que llevan en la mezcla. También con la forma de cocinarlas y si es sobre una plancha o parrilla.

Lo contradictorio es que nosotros deberíamos tener mejores carnes que los yanquis, sin embargo el sabor de las hamburguesas de ellos, en general y para mí, es mucho más intenso, más rico. Hasta es mejor la textura de ellos, las de acá parecen tener algo para que ligue, y que une más la carne, como si la carne se fundiera en otra cosa y las deja como flexibles, medio de “goma”. Eso no está bueno, incluso si las doblás, no se quiebran fácil! Yo incluso (ya es medio loco esto) como que les siento un poco de gusto a caldo… ( esto me refiero a Argentina en general pero también aplica a The Embers).

Igual quiero decir que en conjunto era una hamburguesa sabrosa, de muy buena materia prima pero el queso parecía mozzarella o algo similar, cuando todos sabemos que el queso por excelencia es el cheddar. El bacon era bien generoso, dos fetas de buen grosor que cubrían por completo el patty e incluso sobraba a los costados pero a mí me gusta bien crocante. Y a este le faltaba eso, estaba medio blandito todavía.

En el menú había varias hamburguesas para pedir, con cebolla salteada, con roquefort, creo que también con hongos pero todo estaba dentro de lo convencional. Incluso yo creo sinceramente que las mejores opciones que ofrece The Embers no son las hamburguesas sino las demás, como por ejemplo: pollo frito, panchos, ribs, etc. También había cosas dulces muy tentadoras pero pido perdón: no saqué fotos del menú.

the_burger_life_May-28-215521

Bueno sigamos con lo nuestro. Pedimos unas papas fritas con cheddar, cebolla de verdeo y bacon. Las papas estaban muy ricas pero casi hubiera preferido pedirlas solas si sabía que el cheddar era en realidad una salsa saborizada y la cantidad de panceta era tan escasa (que raro considerando que en la hamburguesa venía tan generosa). La cantidad de panceta que trajo semejante porción es la poca que se ve en la foto, solo unos pedacitos por arriba. Igualmente no quedó ni una, estaban muy buenas y si pedís la porción en vez de la guarnición te traen una parva enorme.

the_burger_life_May-28-220404

También pedimos aros de cebolla, que son un clásico de este lugar. Todas las mesas cercanas, por ejemplo, también los habían pedido. Es como que no podés ir a The Embers y no pedirlos, y la verdad son geniales, es muy buena la costra que los recubre, es sequita y crocante. Vienen recién hechos obviamente y al igual que con las papas la porción es super abundante.

the_burger_life_May-28-220433

Cuando llegamos (21:45 hs) estaba lleno en la planta baja, todas las mesas ocupadas salvo la barra, pero queríamos una mesa. Y la parte de arriba, donde están los baños, un salón con mesas y también una linda terraza no estaba habilitada para comer. Por eso tuvimos que sentarnos en una especie de subsuelo que hay que no está mal pero es medio encajonado, es la parte menos linda del local sin dudas. También había lugar en la vereda (con calefacción) pero estaba fresco y la luz era horrible para sacar las fotos.

the_burger_life_May-28-225001

The Embers tiene otras dos sucursales más pero creo que la original es la de San Isidro. Había WiFi, obvio que las bebidas sin refill y no me pareció caro: 2 hamburguesas, enormes porciones de fritas y aros de cebolla y 3 gaseosas, todo $338 y sobró comida. Yo sé que en Estados Unidos a este lugar le pondría dos puntos (sobre cuatro), pero en el contexto local es un tres. Es muy bueno. Ojalá, a medida que siga probando lugares me quite la idea de que nos falta mucho para aprender de los americanos en este rubro de las hamburguesas y el Fast Food pero por ahora, con esta experiencia, compruebo uno poco triste lo que pienso.

http://www.theembersrestaurant.com.ar/

Actualización (3 de octubre 2015):

Claramente después de The Embers fui probando muchas opciones más en Buenos Aires y no es coherente ponerle a esta tres puntos. De hecho las hamburguesas argentinas son mucho mejores de lo que yo esperaba! Por suerte… y entonces por eso este puntaje lo voy a cambiar a dos. Porque cualquiera de las demás hamburguesas de tres puntos, que probé posteriormente, es mejor que esta.

 

puntajes_2

 

the_burger_life_May-28-220059 the_burger_life_May-28-224829 the_burger_life_May-28-224848 the_burger_life_May-28-224755 the_burger_life_May-28-223156 the_burger_life_May-28-215003