Para la despedida de este viaje genial quisimos ir a cenar al Hard Rock Cafe de Madrid y de paso probar las hamburguesas que varias veces me habían recomendado los lectores del blog. Yo he viajado bastante e incluso en Buenos Aires hace años que está la marca pero nunca jamás había ido a comer a uno de ellos. Sí había entrado a conocer un par pero no sentarme a comer… este fue mi debut y me fue muy bien!

the_burger_life_Sep-05-170538

Por un lado le tenía fe a la cosa porque tuvimos que esperar una hora por una mesa y mientras esperábamos no paraba de anotarse más gente. Uno piensa que si tantas personas vamos al mismo lugar debe ser porque ahí se come bien. Pero por otro lado es una franquicia muy popular y creo que tiene un poco de esnobismo también su popularidad, entonces no estaba 100% seguro de que sea por la comida. Pero la verdad es que la hamburguesa estaba genial y pedimos unas ribs que la rompieron.

Es un local, el de Madrid, realmente muy grande. Quizás no lo aparenta porque de afuera se ve solo una parte y una vez que uno entra pasa lo mismo, ya que está dividido en sectores. Distintos salones (cada uno con su nombre) e incluso hay todo un subsuelo gigante que duplica la capacidad de gente y que yo descubrí recién después de comer cuando fui a lavarme las manos (y aún así tuvimos que esperar una hora). También tiene una terraza a la calle, donde nos tocó comer y un negocio de merchandising al lado de la entrada.

the_burger_life_Sep-05-164907 the_burger_life_Sep-05-165507

Fuimos además el día en que hubiera cumplido años Freddie Mercury y entonces todos los empleados tenían bigotes “a la Freddie” y alguno incluso la típica musculosa y pantalones blancos junto con la corona de la reina. Me pareció un detalle excelente aunque me dio un poco de lástima por los mozos que tenían que disfrazarse obligatoriamente. Casualmente el chico que nos tocó a nosotros tenía una novia argentina y nos atendió muy bien.

Y como muchos saben en el decorado de estas franquicias siempre hay ropa de músicos legendarios, discos firmados e incluso instrumentos. Acá en la misma pared estaban pegaditas las guitarras de Slash y de Steve Vai, dos de mis más grandes ídolos cuando yo era más adolescente!

the_burger_life_Sep-05-170139-2

Como les dije antes pedimos unas ribs, muy generosas y que hacía tiempo que no comía unas así. Y yo me pedí la hamburguesa insignia del Hard Rock: la Original Legendary Burger que viene con lechuga, tomate, cheddar, bacon y unos aros de cebolla adentro.

Difícil que falle esa combinación pero ésta además estaba buenísima y era un tanque! 230 gramos de carne bien asada entre panes tipo brioche que acompañaban muy bien a pesar de su sabor medio dulce. Es que estaba muy fresco el pan sin dudas. Y el bacon por supuesto crocante sobre buen cheddar. Hacer una hamburguesa buena es solo eso… después hay accesorios y cada uno elige los que más le gustan, pero la base es la de siempre. Y la del Hard Rock me encantó!

the_burger_life_Sep-05-181435

Además traía su ración de papas fritas y si bien no eran para hacer una fiesta, estaban dentro de lo esperado. Bien calientes, bastones de buen tamaño y con un poco de condimento que les daban rico sabor. La porción que vino con las hamburguesas era normal, pero la de las ribs era el doble. Tuvimos papas para tirar para arriba y no quedó ni una.

the_burger_life_Sep-05-181605

Y ya que era la última cena nos pedimos entre los tres hermanos una porción de Oreo Cheesecake pero lo único destacable era el tamaño bestial de la porción. El sabor era más bien común. No estaba nada mal… pero podría haber sido más especial sin dudas.

the_burger_life_Sep-05-185548-2

Había WiFi y refills gratuitos (como en casi todos lados que comí en España). La hamburguesa sale unos €15 sin bebida pero es un restaurant de moda, famoso mundialmente, con onda y muy popular. Además se come bien y abundante así que no me parece muy caro.

El resto de los platos que veíamos pasar, mientras sufríamos esperando los 60 minutos muertos de hambre, también se veían muy tentadores y abundantes así que habrá que seguir yendo. Ahora me toca probar el de Buenos Aires para poder comparar y ver que tanto mantienen el nivel entre distintos países. Pero ya con la experiencia en Madrid me animo a recomendarlo sin dudar! Vale la pena…

http://www.hardrock.com/cafes/madrid/

puntajes_4

 

the_burger_life_Sep-05-181450 the_burger_life_Sep-05-170205 the_burger_life_Sep-05-170935 the_burger_life_Sep-05-174334 the_burger_life_Sep-05-181410 the_burger_life_Sep-05-174502-2